SAG Y TRASLADO DE RAMBA A BRASIL

El 1° de febrero del presente año solicitamos una reunión con el Jefe de División de Recursos Naturales Renovables del Servicio Agrícola...

jueves, 27 de octubre de 2011

¿Es posible el que NO haya más perros en las calles? (deseo mitológico de las autoridades)




El objetivo de muchos municipios, o autoridades en general, de ver las calles “limpias de perros” es un deseo mitológico, carece de base científica y racionalidad económica pues la única manera de hacerlo es eliminando a cientos de miles de perros anualmente en “caniles de tránsito” (pasadizos de la muerte) y aún así NO se lograría el objetivo, las tasas de abandono aumentarían y no habría más cultura de tenencia responsable. El solo hecho de retirar permanentemente a los canes de los espacios públicos exige ingentes cantidades de dinero para financiar el negocio de unos pocos (empresas que cobran por “retirar” perros de las calles y “reubicarlos”) ¿qué autoridad querría invertir los recursos públicos en un saco roto? Sí es posible aspirar a reducir sustantivamente la población canina circulante en las calles pero reconociendo primeramente la verdadera naturaleza del problema, abordando la problemática con estrategias de mediano y largo plazo, con la asesoría de profesionales idóneos en la materia y participación ciudadana. 


De quién es la responsabilidad: ¿Problema público o privado? 


Toda política pública debe trabajar sobre un sustrato de realidad, de lo contrario está destinada al fracaso. Cuántas veces hemos escuchado a los funcionarios públicos o dirigentes sociales endosar la responsabilidad por el incumplimiento de los objetivos esperados a la ignorancia de la gente, a la indiferencia de las personas, a la inercia de las organizaciones comunitarias (juntas de vecinos, etc.). No es razonable esperar que la conciencia plena en la tenencia responsable de animales de compañía se logre por decreto alcaldicio, menos bajo apercibimiento de sanción. Bajo esa lógica -en otro orden de cosas- bastaría crear una norma que obligase a los padres a vacunar por sus propios medios a sus hijos en edad escolar; sin embargo, la vacunación infantil sólo es masiva y con plena cobertura en la medida que se hace gratuita y extensiva en todas las escuelas del país, vale decir, en la medida que la vacunación es política de Estado. A quién sino al Estado le corresponde generar los mecanismos de solución para temas de salud pública como la sobrepoblación o descontrol poblacional de perros. Y la solución es en gran medida la ESTERILIZACIÓN MASIVA (de perros machos y hembras, con y sin dueño, de raza y mezcla).

¿Qué es el Control Ético Canino? (lo que los municipios deben aprender y aplicar)



Puntualmente, lo correcto es implementar estrategias de control demográfico canino para estabilizar la poblacional ya existente, es decir, reducir al máximo la reproducción mediante políticas de esterilización masiva (1º), sistemática, gratuita, temprana, extendida en el tiempo. Ello, sumado a las medidas de (2º) (control sanitario y apadrinamiento responsable), a la educación de un “control de nicho"moderno concepto de tenencia responsable (3º) (conforme a las recomendaciones de los expertos en demografía canina de la U. de Chile y de la OMS), a una normativa coherente (4º), ordenanzas no coercitivas y unido a mecanismos departicipación ciudadana (5º) efectiva y eficaz, representan lo que se denomina el CONTROL ÉTICO CANINO. Lo anterior en oposición a las medidas crueles, derrochadoras e ineficaces utilizadas a lo largo de todo el siglo XX, conclusión a la que llegó la Organización Mundial de la Salud (OMS) y Organización Panamericana de la Salud (OPS) después de hacer un exhaustivo análisis del tema en cuestión.


PUNTOS PROPUESTOS POR EL MODELO DE ORDENANZA DE LAASOCIACIÓN DE MUNICIPALIDADES (COMENTARIO CRÍTICO)

La siguiente crítica puede ser utilizada por los grupos animalistas de regiones como herramienta de impugnación en cada municipio del país donde se pretenda instaurar dicha ordenanza.




Inscripción o registro canino en la municipalidad (un ejercicio inútil)



En general las ordenanzas de control canino establecen la obligación de enrolar o inscribir al perro con dueño en un catastro municipal, trámite que autoriza su tenencia y reconoce su dominio previo pago de una “licencia canina” que se debe renovar todos los años. Bajo esta lógica, el resultado será generar una cifra negra de animales no inscritos por cuanto las personas no se van a exponer a ser castigadas y multadas por extravío de su animal “enrolado”. El efecto práctico del enrolamiento No tiene impacto relevante en la masificación de una conducta deseada por cuanto no se aborda el origen del descontrol de población canina. El enrolamiento no es una ventaja para el usuario, sólo es la amenaza de una sanción en caso de extravío.

Licencia Canina (afectación del Derecho de Propiedad y cobro indebido)




La exigencia de un Registro, la obligación de pagar un arancel de derechos municipales por Licencia Canina y los castigos impuestos por esta ordenanza tales como multas y pérdida de la especie canina perturban el ejercicio del Derecho de Propiedad de las personas, garantizado constitucionalmente, toda vez que los Tribunales Superiores de Justicia se han pronunciado señalando que este tipo de licencias y permisos NO se encuentran contemplados en la Ley de Rentas Municipales NI en la LOC de Municipalidades. Es decir, no puede una ordenanza inventar una razón para cobrar licencias, patentes o derechos a los ciudadanos por cuanto esos cobros están expresamente indicados y autorizados por ley.

Presunción de dominio (sólo por ley)


Frecuentemente las ordenanzas de control canino suponen que quien le da alimento a un perro de la calle es su dueño. Un mínimo razonamiento sociológico daría cuenta del fenómeno chileno, muy arraigado en los sectores populares, del apadrinamiento del perro comunitario (no tiene que ver con la propiedad del animal); y es que las costumbres que surgen de la cultura de la compasión, en el seno de un pueblo tercermundista, mayoritariamente cristiano, no se pueden borrar con un plumazo edilicio. Desde otro ángulo, el legal, se ignora que sólo la ley puede establecer las formas de adquirir y cesar el dominio (clase de primer año de derecho civil). Es decir, las presunciones de dominio o propiedad sólo pueden ser establecidas por ley, no por una norma de inferior jerarquía como una ordenanza que ni siquiera ha pasado por el trámite revisor de Toma de Razón.

La Entrega Voluntaria (tristemente célebre e ilegal)



La Presunción de propiedad es usada también para llevar a cabo la “entrega voluntaria”, que consiste en la entrega del can o canes por parte de un vecino que supuestamente es y firma como “dueño” de esos perros que circulan por el barrio. ¿Para qué?, para que el municipio o los servicios de salud (cuestión que ha sido declarada ilegal por la Contraloría General de la República en abundante jurisprudencia e incluso por la SEREMI de Salud Región Metropolitana el año 2009) retiren y “dispongan” el destino final del animal (el sacrificio). Se trata de una figura ilegal usada comúnmente para hacer desaparecer perros de un sector determinado. Lo que ignoran los involucrados es que ese nicho quedará vacante para ser ocupado en pocas semanas más. Pero ojo, no confundirse, los perros NO son plagas (en sentido científico del término) y el origen de la sobrepoblación es de naturaleza social, no biológica.

De las cosas al parecer perdidas (Código Civil)


La ley establece el procedimiento que deben seguir los municipios respecto de “las cosas al parecer perdidas”. Bien sabemos que el artículo 567 del Código Civil trata a los animales como cosas corporales muebles (semovientes: que no requieren de una fuerza externa para moverse), susceptibles de dominio; por tanto si se encuentra un perro con indicios de tener dueño, como collar, tatuaje u otras características, debe publicarse en un diario sucesivas veces y esperar determinado plazo hasta producirse, por falta de reclamo, un remate para la subasta de la especie (animal). Lo que establece la ley no puede ser modificado por una ordenanza.

Facultades o atribuciones de los servicios públicos (lo que NO pueden hacer) 


La ley NO ha entregado atribuciones a ninguna autoridad competente para hacer control demográfico canino en base a retiros sistemáticos, toda vez que estos necesariamente se asocian a un canil de tránsito (cumplido el tiempo de espera o estadía transitoria, si el animal no es reubicado se le sacrifica). Por tanto si la autoridad sanitaria u otra dedica horas/hombre y recursos en ello estaría incurriendo en malversación de fondos públicos entre otras faltas administrativas graves. Sólo el municipio puede hacer retiros pero NO para posterior eliminación, cuestión que lamentablemente varias ordenanzas contemplan dado que señalan el tiempo que los perros esperarán por una reubicación, sólo 10 días; cabe preguntarse qué ocurre el día 11.

Caniles de tránsito y refugios de Protectoras (centros de acopio de animales)


Este es el 2º paso del “plan maestro” del modelo de ordenanza de la Asociación de Municipalidades, que se resume en:

Paso 1º RETIRO Paso 2º ACOPIO Paso 3º ELIMINACIÓN

Es un hecho, conocido por todos, que las adopciones de perros no pueden ser consideradas como una solución de aplicación masiva porque la demanda es muy inferior a la oferta de canes para adopción. Por tanto, el excedente (los perros que no logren ser “reubicados” o dados en adopción) es, en los hechos, la Regla General. ¿Dónde instalar (en condiciones de bienestar) a miles de perros retirados de las calles? No es posible pensar en un programa de control ético canino, eficaz y con resultados sostenidos en el tiempo teniendo como eje central el retiro sistemático y acopio de los animales en caniles municipales o refugios de particulares, esta forma de abordar el problema se encuentra superada porque ha demostrado ser un ejerció inútil de control canino. Por otra parte, es cuestionable la legalidad del acto de la administración que autorice la externalización de este tipo de procedimiento (retiro y acopio). Por la misma razón los planes de vacunación antirrábica no son externalizados por la autoridad sanitaria.

Sanción a la compasión humana (prohibición de alimentar a perros en calles)


Esta prohibición vulnera el espíritu y naturaleza humana y afecta el “derecho a la integridad psíquica de las personas”, constitucionalmente garantizado en el artículo 19 de la Carta Fundamental. Por otra parte, la sanción a la generación de “focos de insalubridad” ya está contemplada en el Código Sanitario, por tanto no puede una ordenanza invadir materias propias de ley. Efectivamente, la ley no impide que una persona dé de comer a un perro en la calle si con ello no genera suciedad o peligro objetivo para la salud de las personas. Hoy en día, se usa el pellet o comida seca, formato práctico y limpio de “alimento para mascotas”. Pero si la finalidad de la Asociación de Municipalidades, tras castigar la compasión y desincentivar el apadrinamiento, es “impedir la reproducción canina de las calles” ha de saber que peca de ignorancia supina respecto de cuál es el origen de la sobrepoblación de perros en las calles. La reproducción y poblamiento se produce en las casas. Son los animales con dueño o que han tenido dueño los que sobrecargan el sistema ecológico pues los perros sin dueño, incluso los apadrinados, tienen baja tasa de fertilidad y casi nula capacidad de sobrevivencia tras el nacimiento, la tasa de mortalidad a temprana edad es impresionante para los perros que nacen y crecen en la calle. Contrario a lo que pudiera pensarse, dar de comer, o más completamente, apadrinar a un perro de barrio es una excelente forma de hacer “control de nicho”, medida recomendada por la OMS para estabilizar las poblaciones caninas logrando un envejecimiento de grupos que sirven de muro de contención de nuevos flujos de perros. Las medidas de “control de nicho” incluyen esterilización, socialización, control sanitario y alimentación.
No se especifica con qué recursos se financiará la aplicación de la ordenanza propuesta por la Asociación de Municipalidades

¿Con qué criterio u orden de prioridades se repartirá el presupuesto destinado? ¿ cuál es el piso o mínimo contemplado para llevar a cabo el proceso de ENROLAMIENTO, CAPTURA, ESTERILIZACIONES, CAMPAÑAS EDUCATIVAS Y DE ADOPCIÓN, HABILITACIÓN DE CANILES DE TRÁNSITO, MANTENCIÓN DE LOS ANIMALES POR 10 DÍAS, EUTANASIAS O DESTINO A PARTIR DEL DÍA 11?.

¿Quién fiscaliza las condiciones en que son mantenidos los animales de compañía? (no confundir roles y competencias de las distintas autoridades)


NO es de competencia de la autoridad sanitaria fiscalizar las condiciones de bienestar en que son mantenidos los animales de compañía; salvo lo relativo al Reglamento de Prevención de la Rabia en Hombres y Animales, norma que obliga al SEREMI de Salud a velar por la adecuada cobertura de vacunación antirrábica y a la detección y tratamiento de posibles brotes epidemiológicos de la enfermedad. Por tanto, el modelo de ordenanza de control canino que instale el deber de fiscalización de bienestar animal en la autoridad sanitaria quebranta el principio de juridicidad que guía a los funcionarios y órganos de la administración pública.

Las denuncias de maltrato o sufrimiento animal deben ser efectuadas ante Carabineros, BIDEMA o directamente a la fiscalía local quienes tienen facultades para actuar en auxilio de los animales pudiendo incluso adoptar medidas con carácter de urgente tales como el retiro inmediato del animal para ser visto por médico veterinario (articulo 12 Ley 20.380 de Protección Animal).

Normativa legal y reglamentaria que rige la materia y a la cual debe subordinarse toda ordenanza de control canino en Chile (lo que deben aprender y aplicar los municipios del país):

1.- El Decreto Supremo 89/02 del Ministerio del Ministerio de Salud que aprueba el Reglamento de Prevención de la Rabia en el Hombre y en los Animales.

2.- Lo dispuesto en los artículos 4° letra b), 5° letra d), 12, 65 letra k), 56 y 63 de la Ley Orgánica Constitucional de Municipalidades.

3.- La Ley N° 20.380 SOBRE PROTECCIÓN DE ANIMALES y su Reglamento.

4.-Lo dispuesto en el artículo 11 letra a) del Código Sanitario y normas relativas a salubridad pública.

5.- Lo señalado en el Dictamen de la Contraloría General de la República Nº34.751 del 27 de Julio de 2005 sobre control de población canina callejera; ratificado por los Dictámenes Nº7.213 (13/02/2007), Nº 22.078 (17/05/2007), Nº39.954 (año 2008), Nº22.015 (28/04/2009) y Nº001483 (08/04/2009).

6.- Las instrucciones contenidas en la Circular Ord. Nº002248 de fecha 24 de Marzo de 2009 de la SEREMI de Salud Región Metropolitana.


Ecópolis Disciplinas Integradas

miércoles, 26 de octubre de 2011

Contraloría instruye Sumario al SAG por sacrificio de puma en Punta Arenas


La Contraloría Regional de Magallanes ordenó al Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) instruir un sumario para determinar faltas administrativas graves que se habrían cometido en el procedimiento que culminó con el sacrificio de un puma, en el pasaje Fernando Chaigneau de esta ciudad, en agosto pasado. En respuesta al requerimiento presentado al órgano fiscalizador por la Unión de Defensa del Derecho Animal (UDDA)


Leer dictamen:




Continuar leyendo.........

domingo, 23 de octubre de 2011

Querella contra Director Zoo de Quilpué

Los informes de necropsia y eutanasia lo demuestran: FRIDA fue maltratada por omisión grave en el deber de cuidado.



jueves, 20 de octubre de 2011

"Traslado de Ramba es posible de realizar"


A esta conclusión llegó el consultor de Ecopolis, Ariel Zabala, experto en manejo de elefantes y miembro fundador de EAR, luego de verificar las posibilidades de traslado de Ramba el día domingo 16 de octubre.






INFORME (resumen)


Santiago de Chile, Lunes 17 de octubre de 2011.  

En calidad de consultor de Ecopolis, fui contratado para colaborar con el traslado de la elefante Ramba,  ubicada en La Pintana, hacia el Parque Zafari Rancagua.

Ante esta solicitud, manifesté las características de este tipo de trabajo, la magnitud del mismo, y de cómo sería la forma optima de realizarlo.

- El animal no debía comer por lo menos un día (mejor 2), anterior al día del traslado. Sólo puede ser alimentado con muy poca alfalfa o fardo de pasto.
El método de ayuno es muy usado para el trasporte de elefantes, ya que, el animal es más maniobrable y responde mejor a los estímulos positivos que saciado de comida.

- Contar con más gente capacitada en el tema (cuidadores y/o entrenadores de los Zoos en que presentan elefantes o que tengan una vasta experiencia en el tema). 


Día 14 de octubre :

-El animal debía inmediatamente comenzar el ayuno.

-Debían ingresar el animal a su cubil interno, en forma totalmente solitaria, siendo observada continuamente  ante cualquier eventualidad.

La Sra. Fiscal dicta estas normas y ordena a personal de Carabineros que mantenga una guardia permanente las 24 hrs.


Día 15 de octubre :


En horas de la madrugada me comunican telefónicamente por parte de personal de Carabineros que la elefante había roto una reja de su recinto y estaba en la zona de acopio de fardos de pasto, comiendo.

Inmediatamente le solicitamos que su cuidador la saque de ese lugar.
Por la mañana nos apersonamos al lugar y la elefante presentaba signos de haber comido una cantidad importante de alimento.

A las 06.00hs aprox. Nos presentamos en el predio ubicado en la Pintana, allí se encontraba la gente del circo y personal de Carabineros, al llegar nos manifiestan que la elefante había volteado el portón interno (acceso a patio externo del recinto) y había permanecido con la luz prendida y música en alto volumen. Ramba se mostraba serena.

07.00hrs. llega el camión.

Al llegar se desenganchó el tráiler que poseía el container, quedando a varios metros del portón de salida del animal y a una altura considerable. 




El animal en ningún momento presentó miedo al container o al camión, ni fue sometido a estímulos negativos.

En todo momento se trabajo con estímulos positivos, premiando con zanahorias y manzanas ante cada actividad positiva.

-Cuando la elefante se acercó a la rampa, con su trompa la probó y realizó un movimiento de desplazamiento hacia abajo, lo cual le dio inseguridad de pisar sobre ella y subir.
-Se retiró la rampa, quedando sólo la parte original del tráiler y unos durmientes macizos, sobre los cuales en reiteradas oportunidades apoyo sus patas y se sintió segura.


Ariel Zabala y entrenador de Ramba preparando acceso

-Al apoyar una pata sobre el durmiente la otra pata quedaba  justo por delante de un gancho el cual le dificultaba el acceso.




Después de cada intento (los cuales algunos duraban varios minutos) se dejaba descansar el animal.

Alrededor del las 13 hrs se realizó el último intento y el animal demostraba signos de fastidio. Esto determinó la decisión de suspender por al menos varias horas ya que el animal precisaba descansar.

Conclusión:

Personalmente opino que este trabajo siendo bien diagramado, con el tiempo necesario que se requiera, elaborando un protocolo de traslado, modificando elementos y formas de manejo, realizando condicionamiento del animal, teniendo la colaboración de quien o donde se requiera, es totalmente posible de realizar.

Para que todo esto tenga un resultado positivo, deben ser requeridos los servicios profesionales de las diferentes instituciones competentes al tema manejo de elefantes. Los cuales deberán elaborar un plan de manejo y un protocolo de traslado según lo requiera este caso.


Ariel Damián Zabala
Miembro fundador de Elefantes en Argentina (EAR)
Jane Goodall’s  Roots&Shoots – Argentina


Fotos gentileza de Ariel Zabala para Ecopolis

Agradecemos a:

-Carolina Herrera 
-Hotel San Martín
www.hotelsanmartin.cl
-Transportadora Puerto
www.transpuerto.cl

Hábitat preparado para Ramba por el Parque Safari de Rancagua


Lugar habilitado en Parque Safari para recibir a Ramba

Lugar habilitado en Parque Safari para recibir a Ramba

Lugar habilitado en Parque Safari para recibir a Ramba

Ecopolis, Disciplinas Integradas

miércoles, 5 de octubre de 2011

Interpondrán querella contra director de zoo de Quilpué por maltrato animal



Elefante Asiático exhibida en Zoo de Quilpué hasta el día de su muerte 06/09/2011

ONG de defensa animal, ECOPOLIS, presentará QUERELLA contra el DIRECTOR DEL ZOOLÓGICO DE QUILPUÉ SR. MARIO RIVAS Y QUIÉNES RESULTEN RESPONSABLES por el delito de maltrato animal de la elefanta FRIDA y otros ilícitos.

Día: JUEVES 6 DE OCTUBRE
Lugar: JUZGADO DE GARANTÍA DE QUILPUÉ
Hora: 11 HRS.

En agosto pasado se abrió una causa por maltrato animal y comercio indebido a raíz de dos denuncias que interpusieran ante el Ministerio Público, separadamente, organizaciones animalistas y el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), en relación a la elefanta FRIDA exhibida durante 14 años en el zoo de Quilpué.

"La elefanta murió, en trágicas circunstancias debido a que estuvo dos días agonizando antes de que se le aplicara un dudoso procedimiento eutanásico, efectuado a puerta cerrada, y cuyo informe, emitido con un mes de retraso, deja en la nebulosa una serie de aspectos fundamentales", señala Florencia Trujillo, directora de Ecópolis.
LLama la atención el hecho de que las patologías crónicas que arrojó el informe de Necropsia (autopsia realizada por facultativos de la U. de Concepción) de FRIDA nunca se detectaron en vida del animal, lo que da cuenta de una total ausencia de medicina preventiva, "hubiese bastado un exámen de secreción para detectar la tuberculsis, enfermedad que, por cierto, debió haber desarrollado desde hace muchos años", informa el abogado patrocinante Eduardo Harcha.

Informes de expertos en fauna silvestre evidenciaban desde Junio las deplorables condiciones en las que se encontraba el paquidermo, tanto por su pobre condición corporal como por la precariedad de las instalaciones en las que permanecía. Frente a estas acusaciones el municipio y el zoo de Quilpué cerraron filas y el alcalde Sr. Mauricio Viñambres, en vez de ordenar un sumario, administrativo negó los hechos señalando que el ejemplar se encontraba en "óptimas condiciones". Por esa misma epoca se produce la muerte de toda la población de ciervos gamos en el zoo, más la muerte de una leona y una llama.

La organización está decidida a hacer Justicia para Frida y para los casi 800 animales de fauna silvestre del Parque Zoológico de Quilpué. Entre tanto, el fiscal Ulises Meneses espera pacientemente la respuesta al oficio que enviara al alcalde Quilpué en el mes de agosto, "habrá que explicarle al alcalde que el plazo para enviar la documentación era de nueve días, no de nueve meses", exclamó la directora de Ecópolis.

Ecopolis, Disciplinas Integradas

sábado, 1 de octubre de 2011

LA SECRETA CRUELDAD DE LA CIVILIZACIÓN CONTEMPORÁNEA


A continuación presentamos un ensayo de Armand Ferrachi, quien desde una visión europea plantea la problemática del maltrato animal a escala industrial como un hecho inevitable en tanto se mantenga de modo invariable el actual modelo económico.

No es un discurso que plantee derechamente la abolición de la explotación de los animales no humanos sino más bien pone énfasis en la indiferencia con que el sistema productivo moderno trata a los animales como manufactura inerte; también exhorta a la sociedad a reconocer la calidad de seres sintientes de los animales no humanos.

Si bien este texto no desarrolla ni menciona el concepto de DERECHOS ANIMALES que a nuestro juicio motiva y fundamenta la defensa de los animales no humanos y los iguala moralmente al ser humano; Ferrachi hace una buena descripción de la lógica que mueve a la industria alimenticia como fábrica de suplicios en cientos de millones de individuos en el mundo.


PIEDAD POR LA CONDICIÓN ANIMAL

Por Armand Ferrachi*


Refiriéndose a los espectáculos de la Roma antigua Edward Gibbon (historiador inglés) escribió: “La tragedia del día siguiente consistía en una matanza de 100 leones, igual número de leonas, 200 leopardos y 300 osos”. Felizmente ya pasó el tiempo de esos espectáculos odiosos, a pesar de que con las riñas de gallos, los combates de perros o la lidia de toros aún hoy se puede llenar un estadio. La verdad es que nuestra sociedad da muestras de una crueldad aún mayor y más secreta. Ninguna otra civilización infligió nunca sufrimientos tan duros a los animales como actualmente la nuestra. En nombre de la producción racional “al más bajo costo”, se somete a millones de animales a horribles torturas, indignas de la civilización moderna.





Hacinamiento en las avícolas

Digamos las cosas francamente: Francia está llena de campos de concentración y de salas de tortura. Los convoyes del horror la surcan permanentemente y en todas las direcciones. A causa de la cría intensiva, las granjas -llamadas ahora “explotaciones”- se convirtieron en centros de detención de régimen estricto y las diminutas jaulas de hierro donde Luis XI encerraba a sus enemigos parecerían verdaderos hangares comparadas con los sitios donde se encierra a criaturas que la naturaleza concibió para la luz, el movimiento y el espacio.

 Mutilación del pico en aves
En Francia, 50 millones de gallinas ponedoras -a las que suele cortárseles el pico con un hierro candente- están encarceladas a perpetuidad en minúsculas jaulas donde no pueden ni dormir, ni extender sus alas, sino solamente ingerir una alimentación que eventualmente proviene de las fosas sépticas y de los barros de depuración… Las truchas están apretadas día y noche en compartimentos que les impiden cualquier tipo de movimiento; régimen que soportan durante dos años y medio… Terneras de 145 kilos permanecen encadenadas en la oscuridad, en corrales de 81 centímetros… Los pollos denominados “carnosos” están tan hipertrofiados que su esqueleto no alcanza a sostenerlos y no pueden caminar. Patos y ocas, inmovilizados en “féretros” enrejados -de todas maneras no podrían ponerse de pie- están obligados, por medio de un tubo de 40 centímetros introducido en su esófago y conectado a un aparato neumático, a tragar cada día tres kilos de maíz hirviente (lo que equivale a 15 kilos para un ser humano). Para acabar con esa existencia, cuyo mérito mayor consiste en ser breve, el transporte de muchos de esos animales se efectúa en condiciones espantosas, apretujados, sin comida, sin cuidado, sin agua, en viajes verdaderamente asfixiantes, interminables y muchas veces fatales. Quien haya visto ese espectáculo ya no podrá olvidarlo.



Hacinamiento de animales en granjas industriales

En China, donde es habitual pasar a los animales por agua hirviendo y desollarlos vivos, encierran a osos salvajes en jaulas donde no pueden siquiera sentarse –y donde pierden el uso de sus miembros- hasta que mueran. Además, se les conecta una sonda al hígado para extraerles la bilis, que se usa en la medicina tradicional. En occidente, la “comunidad científica” perfecciona animales de un nuevo tipo: sin pelos, sin plumas, ni grasa, ciegos y con cuatro muslos, ¡concebidos evidentemente para gozar del aire puro! Sería largo y penoso seguir dando ejemplos.



 Mataderos

CRUELES MANJARES

Para esos millones o miles de millones de animales, el simple hecho de vivir, desde el nacimiento hasta la muerte, es un suplicio permanente; y esos espantosos regímenes les son aplicados por razones tan mezquinas que cuesta creer que seres humanos puedan reivindicarlos sin ruborizarse: una carne más blanca, huevos unos centésimos más grandes, un poco más de músculo en torno de un hueso. Ya Plutarco hablaba de los “manjares crueles”.


En cuanto a los animales salvajes, para mencionarlos brevemente, son víctimas de trampas, fusiles, cebos envenenados, tráfico de especies, polución o destrucción del hábitat. Unas 8.500 especies de vertebrados están amenazadas de extinción a corto plazo. El ser humano es el único responsable de ese exterminio, sólo comparable con las extinciones masivas del mesozoico. En Camerún, los grandes simios son actualmente víctimas de lo que bien puede llamarse una destrucción sistemática, comparable a un genocidio. Y en el campo de la protección de los animales salvajes, seguramente no es Francia quien podría dar el ejemplo cuando muestra tanto interés en legalizar la caza furtiva.

 
Recientemente se vieron monstruosas hecatombes, terribles holocaustos, en los cuales los animales no eran sometidos a la “eutanasia”, como se dice púdicamente, sino masacrados y quemados por miles, o por millones en Gran Bretaña, víctimas en general de una enfermedad sin real gravedad (la fiebre aftosa) pero responsable de obstaculizar el comercio y de hacer caer el precio de la “mercadería”. Por otra parte, es oportuno saber que terminada la epizootia, las matanzas continúan. Y que 450.000 vacas sanas son eliminadas actualmente en Francia para “sanear el mercado”. Ese procedimiento, ya de por sí indignante cuando se trata de leche o coliflores, ¿es admisible tratándose de seres sensibles, afectuosos y temerosos, que sólo piden vivir? Fueron poquísimos los profesionales que se quejaron de otra cosa que no fuera el monto o la rapidez de las primas por medio de las cuales nos empecinamos en mantener a toda costa una agricultura de pesadilla: ¿un sistema de indemnizaciones por siniestro, una prima a la tortura y a la contaminación? ¿Quién no recordó los peores horrores medievales al ver esas cremaciones masivas, esas fosas comunes rellenadas mediante topadoras? ¿A qué horror nos quieren preparar llamando “sensiblería” o “zoofilia” a cualquier tipo de compasión por la condición de los animales?


Es sabido que los negocios y los sentimientos nunca hicieron buenas migas, pero parece que ahora superamos el límite de lo soportable. Un productor que se refiere al ternero llamándolo “el producto de la vaca”, ¿percibe aún la diferencia entre una criatura que sufre y un objeto manufacturado? Y ello cuando es cada vez más frecuente oír hablar de “órganos vitales” para los automóviles y de “piezas de recambio” para el cuerpo humano.


Es cierto que en todos lados hay hombres, mujeres y niños víctimas de la injusticia, de la arbitrariedad, de la miseria o del maltrato, que la humillación del prójimo es un principio universal, que hay demasiados inocentes que se pudren en las cárceles. Pero los sufrimientos se suman sin excluirse. “En la lucha por la vida, todo es prioritario”, escribe Raoul Vanegeim. ¿Es posible ser feliz cuando se sabe que padecen otros seres vivos, sean cuales fueren?.

  Oso para extracción de bilis
Aquellos a quienes el sufrimiento de los animales no les mueve un pelo, o les hace sonreír o alzar los hombros en nombre de las “prioridades”, deberían preguntarse si esa reacción no se parece a la de los adeptos a la desigualdad, partidarios de la esclavitud hasta comienzos del siglo XIX, o a la de los adversarios del voto femenino hace apenas poco más de cincuenta años. ¿Acaso en Camboya, en Ruanda, en los Balcanes y en otros lugares no se hizo prevalecer también la “prioridad” entre los más afines por nacionalidad, religión, “raza” o sexo, con el objeto de colocar a las víctimas en el lugar del extraño -y de ser posible del animal- y así poder eliminarlas más fácilmente?


¿Tan limitada es nuestra compasión que necesitamos establecer jerarquías subjetivas entre quienes merecen ser salvados en primer lugar, en segundo lugar, o que no lo merecen en absoluto? ¿Habrá que esperar que no quede ningún europeo desdichado antes de ocuparse de los africanos, o a que todos los seres humanos vivan satisfactoriamente para ocuparse de los animales? ¿A qué odiosa “opción de Sofía” nos veríamos confrontados continuamente?


Claude Lévi-Strauss escribió: “¿El hombre occidental no puede entender que al arrogarse el derecho de separar radicalmente a los humanos de los animales, al conceder a unos todo lo que niega a los otros, inaugura un ciclo maldito, y que la misma frontera, en permanente retroceso, servirá para separar a unos humanos de otros, para reivindicar en beneficio de minorías cada vez más restringidas el privilegio de un humanismo corrompido desde su nacimiento, por haber tomado su principio y su noción del amor propio? (…) La única esperanza que nos queda de no ser tratados como bestias por nuestros semejantes, consiste en que todos, cada cual en primer lugar, nos pongamos en el lugar de los seres sufrientes”.

Industria pesquera
 
Aunque resulte chocante, preguntémonos francamente: ¿por qué los humanos tendrían derecho a conducirse con los no-humanos como los bárbaros con los inocentes? ¿No queda otra posibilidad que ser siempre el inquisidor, el demonio, el esclavista o el opresor de otro? ¿Qué vida es a priori despreciable? Mientras algunos sigan creyéndose autorizados a maltratar a un ser sensible porque tiene cuernos o plumas, nadie quedará a cubierto.


La causa de los animales logró grandes avances, tanto en los hechos como en las mentes. Sólo en Francia, decenas de asociaciones trabajan en su defensa, y nunca como ahora reunió tantos militantes en todo el mundo. El 90% de los franceses se dice dispuesto a pagar 15 centavos de franco más (2 centavos de dólar) por cada huevo, si provienen de pollos criados en libertad. Hasta la legislación evolucionó, aunque no mucho ni muy rápido. Además, los fenómenos de extinción masiva y de cría intensiva borran rápidamente los avances obtenidos, y no por falta de apoyo sentimental o filosófico (pues la opinión pública se indigna sinceramente ante las brutalidades a las que son sometidos los animales) sino, una vez más, a causa de la misma razón económica que se opone obstinadamente a la sensibilidad individual.

 Experimentación en gatos
A los innumerables condenados desprovistos de lenguaje que esperan de nosotros acciones que nunca se producirán, sólo podemos ofrecerles unas señales insignificantes. No es de esperar que todos los franceses se vuelvan vegetarianos, ni tampoco, como algunos lo reclaman, que los derechos humanos se extiendan a los simios. ¿Pero por qué avergonzarse de dar un paso hacia la compasión, creando por ejemplo la Secretaría de la Condición Animal, a semejanza de la existente Secretaría de Economía Solidaria? Bélgica no dudó en hacerlo. Polonia abandonó el sistema de alimentación forzada de las aves de corral; Gran Bretaña estudia la prohibición de las partidas de caza con perros. A pesar de su política agrícola, Europa ya comenzó, tímida pero concretamente, a analizar el tema de la cría, de la caza, de la experimentación y del bienestar de los animales. Tarde o temprano la indignación ante la tortura infligida a los animales, aunque haya sido por razones económicas, será masiva, como la nuestra hoy ante las matanzas romanas, las hogueras y los instrumentos de tortura medievales. En todo caso, ¿no sería mejor que eso ocurra lo antes posible?.

* Escritor y ensayista, autor, entre otras obras, de Les Ennemis de la Terre, Exils, París, 1999; y de Les Poules préferent les cages, Albin Michel, París, 2000.
Artículo publicado en el número 12 de la edición chilena de Le Monde Diplomatique, septiembre de 2001.
Traducción: Carlos Alberto Zito.


Ecopolis, Disciplinas Integradas