jueves, 6 de septiembre de 2012

Con FRIDA en la memoria...a un año de su muerte


A un año de la muerte de la elefanta FRIDA en el zoológico de Quilpué:


6 DE SEPTIEMBRE DE 2011 
MUERE ELEFANTA FRIDA
(a manos de la indolencia humana)

JUSTICIA PARA FRIDA

Quilpué, 6 de septiembre de 2012.- Tras una larga agonía, producto de
enfermedades que nunca fueron diagnosticadas (y menos tratadas), pese al evidente gradual deterioro de salud y baja de peso, muere la elefanta asiática FRIDA el 6 de septiembre de 2011, comprada ilegalmente por el municipio de Quilpué para fines de entretención al público. Fue exhibida ininterrumpidamente durante 14 años para lucro de las arcas municipales y aún cuando FRIDA jamás vió un peso en su real beneficio siempre fue una chica de dulce carácter.

FRIDA y decenas de otros animales han muerto en el zoológico de Quilpué, de hambre, de enfermedad, por supuestos ataques de perros, o simplemente han desaparecido... todas muertes evitables, a manos de una administración arrogante e ignorante de las necesidades de las diversas especies. 

Después de mucho batallar, denunciar y protestar, la presión ciudadana logró la destitución del cargo del director responsable del caos reinante en el zoológico, esperamos que el nuevo director, recientemente nombrado por decreto alcaldicio, Sr. Ricardo Jeldes, tenga las atribuciones, los recursos y el respaldo que el zoo necesita para dar un mínimo de bienestar a los animales y un trato digno a los trabajadores.

Sin embargo, todo lo ocurrido con los 700 animales del recinto municipal llama a la reflexión ¿tiene sentido mantener un centro de exhibición sólo para satisfacer la curiosidad por lo exótico?
¿tiene sentido dar pases libres en los días feriados y vacaciones para que el zoo sea invadido por miles de personas con el fin de aumentar con ello la popularidad del alcalde de turno? ¿Cuál debe ser la"misión" del zoo comunal?.

Consideramos que un centro de rescate de animales de especies autóctonas es lo que la región necesita, un lugar de rescate, recuperación y rehabilitación de fauna silvestre que pueda eventualmente ser reinsertada en su hábitat natural. Eso sí tiene sentido. ¿Por qué no pensar en una conversión del zoo de Quilpué a un Centro de Rescate?

El futuro del zoológico depende de los ciudadanos de Quilpué, las instituciones no tienen por qué ser inmutables y la decisión respecto del destino de cientos de animales (muchos de ellos de especies protegidas) del zoo pertenece a todos.

Con FRIDA en la memoria y en nuestros corazones ... No permitamos que su agonía y muerte haya sido en vano, Justicia para Frida y para los 700 animales del Zoológico de Quilpué.

Ecópolis Disciplinas Integradas